Partidos políticos: amenaza para el país

Por José Reyez
En México, “donde la influencia y el control presidencial se han debilitado, los partidos políticos son un factor adverso que afecta negativamente el desarrollo nacional, la democracia, la gobernabilidad y el Estado de Derecho, lo cual exige previsiones del poder nacional, para evitar implicaciones futuras más costosas”, alerta el coronel de la Secretaría de la Defensa Nacional, Filiberto Mondragón Polo.

En un país donde “gobernadores y presidentes municipales administran con escasos controles de transparencia; donde los poderes Legislativo y Judicial carecen de contrapesos y se manejan con opacidad; donde hay empresarios consentidos y funcionarios que amasan millones en paraísos fiscales, y donde los partidos políticos son una amenaza para la seguridad nacional, es necesario que el poder nacional tome previsiones para evitar implicaciones futuras más costosas”, subraya.

Filiberto Mondragón ha sido maestro en el Heroico Colegio Militar y en la Escuela Superior de Guerra. En su análisis Los partidos políticos y su impacto en la seguridad nacional, publicado en la revista abril-junio de 2016, del Centro de Estudios Superiores Navales de la Secretaría de Marina, hace una férrea crítica a los partidos políticos PRI, PAN, PRD, Morena, Convergencia, Panal, PT, MC, PVEM, a los que responsabiliza de la crisis de gobernabilidad, corrupción e impunidad en que está inmerso el país.

“El alto financiamiento, la corrupción e impunidad, la connivencia con la delincuencia organizada, ratifican la desconfianza que la población le tiene a sus partidos políticos, al observar que actúan como una clase privilegiada e insensible a las necesidades que tiene el país, relacionadas con la pobreza extrema, la desigualdad social y el desempleo”, destaca.

Cuestiona que en México, donde funcionarios públicos ejercen el cargo como si fuera patrimonio propio y los políticos controlan obras públicas y sin escrúpulos ejercen el nepotismo; donde se invierte dinero que será recuperado con excesos al ganar una elección; donde el debate de los partidos se centra en acusarse de nexos con el narcotráfico, desvío de recursos o de robar sin repercusión alguna, “sería conveniente replantearse si los partidos políticos son un antagonismo para la seguridad nacional”.

Advierte que si bien la participación e influencia de los partidos en el sistema político mexicano es fundamental para consolidar el estado de derecho, la gobernabilidad y la democracia, “cuando carecen de adecuados controles democráticos pueden apoderarse de las instituciones y constituirse en medios aviesos por su desviación hacia actividades poco ortodoxas, lo que las trasmuta hacia la partidocracia, por fomentar prácticas clientelares y aliarse con sectores contrarios a los principios democráticos”.

José Réyez

Related posts

México Desahuciado. Dependencia, régimen político y luchas populares

México Desahuciado. Dependencia, régimen político y luchas populares

Por Javier García Ramírez Reseña del libro homónimo de Adrián Sotelo Valencia 'México Desahuciado. Dependencia, régimen político y luchas populares' del Dr. Adrián Sotelo Valencia es la tercera parte conclusiva de una trilogía compuesta por 'México (re)cargado: Dependencia...

El sismo, la militarización de la ciudad y la politización de la espontaneidad

El sismo, la militarización de la ciudad y la politización de la espontaneidad

Andreas Arroyo Entre el polvo asfixiante del escombro y la pestilencia de la clase política mexicana y sus cuerpos de “seguridad”, queremos preguntar: ¿Qué deja al descubierto el sismo de 7.1 grados que azotó la Ciudad de México el martes 19 de Septiembre de 2017? Se hace evidente, ante...

Catástrofe del 19 de septiembre, por negligencia gubernamental

Catástrofe del 19 de septiembre, por negligencia gubernamental

POR: NANCY FLORES Si una palabra pudiera resumir lo ocurrido el pasado 19 de septiembre, cuando a las 13:14 horas más de 302 personas perdieron la vida a causa del desplome de sus escuelas, viviendas, oficinas o trabajos, quizá sería negligencia. Su significado...