Campesinos de Guatemala insisten en renuncia de Jimmy Morales

El Comité de Desarrollo Campesino (Codeca) volvió a convocar este lunes a un paro nacional con el propósito de exigir la renuncia del presidente de Guatemala, Jimmy Morales, a quien acusan de incapaz y de cobijar corruptos.
Para la dirigencia del movimiento, creado por 17 indígenas campesinos del departamento suroccidental de Suchitepéquez (1992) y devenido gran bloque civil, resulta perentorio que en este país centroamericano se convoque a elecciones generales y que se nacionalicen todos los bienes y servicios privados.

La manifestación de protesta tendrá lugar mañana martes y tiene como objetivo, además, llamar a toda la ciudadanía a sumarse a un proceso de Asamblea Constituyente Popular y Plurinacional.

Otros propósitos de Codeca son lograr que se investigue y sancione a los diputados presuntamente beneficiados con los pagos millonarios efectuados por la constructora brasileña Odebrecht para lograr contratos a su favor en el país.

También aboga porque la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala y el Ministerio Público emprendan una pesquisa encaminada a develar los actos de corrupción en los cuales incurrieron jueces, magistrados y fiscales.

Apenas un mes después del ascenso de Morales a la Presidencia de Guatemala, el 14 de enero de 2016, Codeca movilizó a miles de integrantes de organizaciones campesinas por varias zonas de la capital para exigir reformas y cambios a la política del país.

En esa ocasión los dirigentes del bloque presentaron ocho demandas puntuales al gobernante y al Congreso, entre estas el respeto para los derechos constitucionales de las personas, investigación y castigo a quienes intimidan a los dirigentes campesinos, y la liberación de los defensores de derechos humanos en prisión.

De igual modo, pidieron un salario acorde al precio de la canasta básica vital, se subsidiara la agricultura para garantizar la seguridad alimentaria en el país, se nacionalizara la energía eléctrica, y se declararan lesivos los contratos y convenios firmados con empresas internacionales violadoras de derechos.

Junto a estos reclamos estaba la solicitud de que se cancelaran los proyectos de explotación de recursos naturales, como metales preciosos y petróleo.

La insatisfacción con el Gobierno está dada por la desatención a esas demandas y a otras que fueron planteadas con posterioridad por Codeca, el Comité de Unidad Campesina, y la Coordinadora Nacional de Organizaciones Campesinas, entre otros.

La capacidad de convocatoria de la dirigencia campesina e indígena de Guatemala quedó demostrada el 7 de marzo de 2017, cuando después de una marcha como la prevista para mañana alrededor de 30 mil a 40 mil personas se concentraron en la Plaza de la Constitución para exigir la salida de Morales.

Related posts

Comunistas alemanes, con la Revolución Bolivariana

Comunistas alemanes, con la Revolución Bolivariana

POR: AXEL PLASA Berlín, Alemania. El 16 de septiembre de 2017 el Partido Comunista Alemán (Deutsche Kommunistische Partei, DKP por su sigla en alemán) llevó a cabo la clausura de su campaña electoral previa a las elecciones generales por celebrarse hoy, 24 de...

La construcción del enemigo para garantizar la gobernabilidad

La construcción del enemigo para garantizar la gobernabilidad

Por María Eugenia Marengo Preservar el orden capitalista requiere inevitablemente de la ampliación de la violencia estatal, y para eso no basta con la policía Durante las últimas semanas presenciamos al menos dos hechos que escenificaron las formas de la violencia que está tomando el...

Estados Unidos aventará al ejército colombiano contra Venezuela

Estados Unidos aventará al ejército colombiano contra Venezuela

  Caracas, Venezuela.- Desde su instalación el 4 de agosto, la Asamblea Nacional Constituyente (ANC) infundió la paz a Venezuela, tras un cruento asedio por parte de la ultraderecha nacional que integra la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) contra la institucionalidad del país. Luego de...